25 de abril, aguas mil


25 de abril. Hoy hay quien celebra que en el año 1707 las tropas que luchaban a favor del Borbón perdieron contra las que luchaban a favor del Austria. Los motivos políticos de la guerra de la sucesión está bastante bien explicada (y de manera breve en esta página).

Los motivos originales de la guerra era que los Austrias, a base de cruzarse unos con otros se habían quedado estériles. Y no había descendencia. Así que había que buscar reyes, y se pensó en un austriaco y en un francés.

La guerra de la sucesión era una guerra que transcurría en España y que afectaba a españoles, pero fundamentalmente a los que querían el trono.

No era una guerra de independencia, como sugieren los que celebran el 25 de abril en Valencia y el 11 de Septiembre en Barcelona. (He puesto el “y” a propósito. Pues son los mismos. Para confirmarlo no teneis más que leer quienes apoyan esta manifestación, aquí Alguien se imagina, que por Barcelona circulara una manifestación nutrida con gentes venidas de otros lugares de España y se dedicara a cantar “puta Catalunya” y a tirar huevos. Pues en eso consisten esas manifestaciones. Aunque es verdad que cada vez vienen menos y ya no saben que inventar, como poner todo un tren para llevar a la gente de un sitio a otro.)

Lo gracioso de la festividad no es que celebre una derrota (eso es absurdo), sino que los culturetas se dediquen a explicarnos que perdimos la independencia… Algo así como que nos invadieron. Estábamos en un bando y perdimos.

Era una guerra europea que ocurría en España. A favor de los Austrias estaban los Ingleses (más que nada porque estaban contra los borbones). Y al acabar la guerra de la sucesión, el tratado de Utrecht, les dio a los ingleses Gibraltar y Menorca como pago de los servicios prestados en la guerra ¿?.

La guerra la ganó el Borbón, y nos quitó los fueros de Jaime I (aprovecho para publicitar a unos amigos que los editaron espectacularmente) ¿El motivo? Que habíamos apoyado a los Austrias. Bueno, no todos sólo los denominados maulets. Els botiflers (que eran menos pero ricos) estaban con el Borbón, pero por lo visto no pintaban nada.

El Borbón experimentó con Valencia el modelo centralista que su familia ya venía aplicando desde Francisco I en Francia. Eran los monarcas absolutos.

Los borbones introdujeron más novedades como sustituir el valenciano y el latín (fundamentalmente este último) del lenguaje administrativo por el castellano.

Por cierto que el Archiduque Carlos luego fue coronado emperador del Sacro Imperio Germánico. Y su centralismo allí fue igual o peor. Pero esa es otra historia.

Y también es interesante Lo de la pérdida de los fueros. Porque si nuestros culturetas de pacotilla los leyeran sabrían que en la primera página Jaime I explica porque los escribe en romanç valencià. “para que los entendiera el pueblo” Y los dotó Jaime I, que era Occitano y por tanto no hablaba valenciano, tan es así que también pidió que se tradujeran al latín… ¿De qué pueblo hablaba si nuestros culturetas opinan que aquí no vivía nadie? Bueno eso también es otra historia.

Anuncios

0 Responses to “25 de abril, aguas mil”



  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




Para recibir las actualizaciones por correo

los blogs que leo

los blogs que leo
abril 2009
L M X J V S D
« Mar   May »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930  

Blog Stats

  • 159,112 hits

El número de suscriptores ya ha llegado a….


A %d blogueros les gusta esto: