Archivo para 14/10/09

Decepciones, 2ª parte

No me decepciona que el señor Arzobispo de mi diócesis se haya desentendido de la manifestación del próximo sábado, hasta el punto de dificultar la comunicación con las parroquias.

No me decepciona que los PP Escolapios, donde estudia mi hijo, hayan decidido promocionar la contramanifestación convocada por la Plataforma Pobreza Cero, enviándonos publicidad a casa, cosa que evidentemente no han hecho con la manifestación por la vida.

No me decepciona que movimientos juveniles católicos no sólo no organicen autobuses para ir a Madrid, sino que se dediquen a preparar inaguraciones de curso para ese día.

No me decepciona que haya asociaciones provida que no sepamos si van a llevar un autobús lleno o un coche vacío.

No me decepciona que los medios de comunicación “afines” como ABC o La Razón no hayan dado la más mínima cobertura a la manifestación

No me decepciona que padres de familia que están contínuamente lamentándose de la mierda de sociedad en la que viven sus hijos, sean incapaces de perder la tarde del sábado.

No me decepciona que en una ciudad con más de 20 cofradías de semana santa y 10 parroquias no hayan sido capaces de llenar 3 autobuses de 50 personas cada una.

No me decepciona que en un colegio considerado católico con casi 1000 alumnos, se considere un hecho histórico que entre padres y madres, hijos e hijas (es decir más de 5000 personas), se hayan llenado 4 autobuses…

No me decepciona que haya gente que organice cumpleaños, merendolas o partidos de futbol e incluso me invite a acudir, a la misma hora que la manifestación.

No me decepciona que haya gente que prometa que va a mover entre sus miles de asociados la manifestación y después prácticamente desconecte el móvil, pues no ha movido nada.

Y no me decepciona porque en realidad ya sé que el hombre, cada hombre, puede ser patético.

Pero también puede ser inmenso.

He visto a gente, conocida en su casa, dar su tiempo y jugarse su dinero y su prestigio profesional, porque saben lo que creen, y creen que es verdad: QUE NADIE TIENE DERECHO A MATAR.

Y tanto si la manifestación es un éxito como si es un fracaso… cada uno de estos últimos habrá triunfado, porque sus hijos, y los hijos de sus hijos, sabrán que su padre y su madre son magnánimos (grandes de ánimo) dispuestos a luchar por causas que pueden ser perdidas pero que seguro son verdaderas.

Y si la manifestación es un éxito, “los otros” dirán “a mí me hubiera gustado ir, pero estaba con las pelotillas del ombligo en casa” o incluso en el colmo de la desfachatez nos soltarán un “yo también estuve”, como en las manifestaciones del 68.

Y si es un fracaso, nos mirarán con suficiencia y desprecio, con una sonrisilla, pensando “Ves me he ahorrado 7 horitas, ya lo decía yo”.

Y en cualquier caso cuando su hijo, Dios no lo quiera, lo envíe a un asilo o lo eutanasiee, le robe o le pegue, o simplemente pase de él, pensará: “Desagradecido, si siempre lo he hecho todo por ti”.

¿Todo? ¡Venga ya!


Para recibir las actualizaciones por correo

los blogs que leo

los blogs que leo
octubre 2009
L M X J V S D
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  

Blog Stats

  • 196.725 hits

El número de suscriptores ya ha llegado a….


A %d blogueros les gusta esto: