Una reflexión diferente para el día del Padre (con dos días de retraso).


Durante estas fallas he tenido oportunidad de acabar el tercero de los libros de la trilogía sobre Publio Cornelio Escipión, que ha escrito Santiago Posteguillo, y que me regalaron en mi cumpleaños.

Tenía previsto no empezar a leer la trilogía hasta el verano, pero… tener tres novelas sobre Roma esperando no era soportable. Así que anticipé el verano a la primavera, y ésta al invierno, como si fuera El Corte Inglés.

Me han encantado las tres novelas. Ya sé que algunos de mis amigos creen que sólo leo tratados de antropología… pero lo que me pierden son los trozos de historia novelada (por eso odio tanto a Dan Brown).

Y me ha gustado acabarla en el día del padre, porque creo que una lectura de la trilogía es una lectura sobre padres e hijos. Y de como los padres podemos hacerlo mal, al no planificar su educación, o podemos hacerlo muy mal, al tratar de educar a nuestros hijos según los planes que para los hijos tenemos.

Y de como los hijos podemos hacerlo mal, cuando intentamos emular a nuestros padres o como hacerlo mucho peor cuando intentan deshacerse del padre.

Anuncios

4 Responses to “Una reflexión diferente para el día del Padre (con dos días de retraso).”


  1. 1 FirstReply 22 marzo 2010 en 10:27 am

    Me parece muy interesante la última reflexión, pero como educar a los hijos sin tener planes, y no me refiero a que tenga las profesiones elegidas, pero si tenemos claro que queremos unos estudios y una forma de pensar de austeridad y trabajo que ¿es la correcta?, quizá para nosotros sí, ¿y para ellos?

    Si no los educas “hacia algo” ¿que es la educación? supongo que me falta leer mucho de ese tema….

  2. 2 JosePe Garcia 22 marzo 2010 en 10:39 am

    Educar es “conducir hacia afuera”, no hacia algo. Educar hacia algo es propio de regímenes totalitarios, por eso estoy en contra de “Educación para la Ciudadanía” o de la “Formación para el espíritu nacional”.
    Una vez oí a un tipo en una conferencia que decía algo así como : “educamos para que sean libres, no para que sean buenos. Y evidentemente prefiero que con su libertad elijan ser buenos, pero primero libres, y luego buenos”

  3. 3 FirstReply 22 marzo 2010 en 12:25 pm

    Educo hacia la libertad, obligándoles a despertarse a ir al colegio, a hacer deberes, a obedecer a los profesores? puff. me lo estás complicando…

  4. 4 JosePe Garcia 24 marzo 2010 en 12:20 am

    First, no te lo complico… Para llegar a la autonomía hay que pasar por la heteronomía. Para que mi hijo aprenda a tirar cohetes de manera segura, he estado estas fallas oyéndole tirar como unos doscientos masclets, y el año pasado fueron 100, y el año que viene le dejaré tirar una traca… y finalmente él irá sólo a la despertà y me dejará dormir.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




Para recibir las actualizaciones por correo

los blogs que leo

los blogs que leo
marzo 2010
L M X J V S D
« Feb   Abr »
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031  

Blog Stats

  • 159,286 hits

El número de suscriptores ya ha llegado a….


A %d blogueros les gusta esto: