Preguntas Diabólicas


Escribió el otro día Santi Roca en “Las Provincias” un hecho sobre la vida de San Francisco de Borja cuanto menos curioso.

La mujer de S. Fco de Borja se estaba muriendo, y S. Fco rezaba por ella. De pronto una voz le dijo: “si quieres que yo deje vivir más tiempo a la duquesa, su salud está en tus manos, pero te advierto que esto no te conviene”.

Aunque según cuentan las crónicas esta “voz interior” fue descrita en su causa de beatificación, me da a mí la impresión que Dios no nos haría esa pregunta… más bien jugaría la carta y punto.

Eso de preguntar me parece más bien una actitud del demonio ¿no?

Anuncios

19 Responses to “Preguntas Diabólicas”


  1. 1 donanan 8 abril 2010 en 1:23 pm

    Un saludo Josepe y demás contertulios. He seguido el blog, pero no he tenido mucha oportunidad de intervenir. Vaya pregunta tan rara ¿no?. No sé de quiene vendría o si simplemente es una leyenda piadosa más para resaltar la conformidad del santo con la voluntad de Dios. O qué. Si que tengo claro que es lo que yo respondería a esa pregunta, si pensara que viene de Dios.

    • 2 JosePe Garcia 8 abril 2010 en 2:13 pm

      La cuestión es muy clara: ¿tú o ella?, Si quieres ella ella, pero a ti no te conviene.
      Yo no veo que esa pregunta la pueda hacer el Dios en el que creo. Pero claro, si el Dios en el que creo no la puede hacer, entonces es que no es Omnipotente, pero el Dios en el que creo es Omnipotente,.. ergo Dios no Existe. q.e.d.

  2. 3 donan 8 abril 2010 en 2:18 pm

    No líes….

  3. 4 MariaJose 9 abril 2010 en 1:50 am

    Me encantan la mayoría de historias piadosas y ésta no la conocía. Bajo una apariencia sencilla suelen tener un fondo catequético que te hace reflexionar.

    ¿Sabes Josepe que esa paradoja que presentas es antigua y muy profunda, al menos para mí? Es la paradoja de la omnipotencia: ¿puede un ser omnipotente crear una piedra que no pueda levantar?
    Si enseñas catecismo a niños casi siempre acaban preguntándotela cuando estudian el Credo (Creo en Dios Padre Todopoderoso Creador…) aunque no con una piedra sino con cosas mucho más surrealistas. Daría para un libro que ríete de los de El Hormiguero.
    Respuesta para niños, mientras pintamos la Creación: “¿Y Dios que hace para ser todopoderoso?” “¿Tú puedes pintar sin tener el papel y los colores?” “No.” “Pues Dios pudo crearlo todo sin que hubiera nada antes.” “Aaaah, claro, y encima ¡lo hizo en colores sin tener colores!, ¡sí que es poderoso!” (Conversación real)
    Respuesta para adultos:
    http://es.wikipedia.org/wiki/Paradoja_de_la_omnipotencia

    Donanan, ¿de verdad sabes lo que contestarías? Yo aún estoy pensando en que menudo brete…

  4. 5 FirstReply 9 abril 2010 en 8:48 am

    ¿Como que tú o ella? estoy flipando, aquí que cada palo aguante su vela. A Dios lo que es de Dios y al Cesar lo que es del Cesar. La responsabilidad de la vida, de los demás y la propia, es de Dios, no de los hombres, ¿no se basa en ello nuestra oposición al aborto y a la eutanasia?

    No puede preguntarte Dios ¿me cargo o no a tú mujer? está en tus manos. El Dios en el que yo creo no te hace esa pregunta, haciendo memoria (y tirando de google) Abraham se tenía que cargar a su hijo y lo llevó al monte, puso las ramitas para la pira, lo puso encima de la piedra y en el último momento, Isaac se libró por los pelos, pero la verdad es que la truculencia del Antiguo Testamento no la entiendo.

    Si yo oyera una voz que me dijera ofrece a tu hijo y tiralo por la ventana, mejor me tiraba yo, no creo que Dios diga esas cosas…. y si lo oyera no sé si por desgracia me decantaría por las cosas terrenas.

  5. 6 FirstReply 9 abril 2010 en 1:43 pm

    me pregunto, Si Dios te dice que mates a tu hijo, que se lo ofrezcas en Holocausto ¿como sabes que no estás más allá que acá? Por ahí (y conozco un par de esos) hay gente que oye voces que le dicen mata a este o haz aquello…..

    Todavía se nos llena de iluminados que dicen “oí una voz que me decía que era mejor para mi y para mi padre que se muriera, que ya estaba mayor” ¿no sé si me he ido del tema?

    • 7 JosePe Garcia 9 abril 2010 en 6:14 pm

      First, no seas más herético que yo… Dios puede hacer lo que le dé la gana. Aunque que pueda hacerlo no significa que sea libre… Porque Dios no es libre, pero eso es otra historia.
      Abraham creyó oir una locuatio divina según la cual tenía que quemar a Isaac. Probablemente Dios no le había dicho nada, porque se apresuró a enviarle a un ángel y un carnero. Pero claro es que Abraham era un ser un poco particular, oyó que Dios le daría mucha descendencia, y como su mujer no engendraba, decidió hacerselo con la esclava, y de esa relación nació Ismael, del que descienden los ismaelitas (o musulmanes) que por tanto son tíos de los Israelitas (o judíos). Pues Israel, inicialmente llamado Jacob, le tangó la primogenitura a Esaú por un plato de lentejas con el apoyo de la madre de ambos… Y luego este Jacob tuvo 12 hijos, y consiguió que 11 de ellos odiaran al pequeño, que por otro lado fue el primero que hizo una planificación logística en toda regla. Pero eso también es otra historia.
      En realidad, quiero decir que cuando uno ve peligrar la vida de su mujer (y con ello la propia vida, pues es carne de la carne de uno) llora mucho y si tiene suerte reza algo … Pero cuando al rezar el Padrenuestro entiendes de verdad lo que significa el “hágase Tu voluntad” es posible que una voz interior diga, susurrando: “Lo que sea será, y seguro que será para bien, aunque no lo entiendas hoy y ahora”. Y esa sí es la historia (supongo).

  6. 8 Donan 10 abril 2010 en 9:33 am

    Josepe: si dices que DIos no es libre es que tú eres DIos. Dios es más que libre.

    • 9 JosePe Garcia 10 abril 2010 en 12:13 pm

      La libertad es un concepto sobrevalorado por la sociedad moderna. Pero es un concepto negativo… Alguien es libre respecto a algo que podría coartar “su libertad”. Si no hay opresor no hay libertad. Y no creo que Dios tenga posibles opresores. Así que no creo que pueda ser libre.

  7. 10 Lourdes 10 abril 2010 en 10:28 am

    JosePe: ¿cómo estás tan seguro de que Dios no le dijo a Abraham que sacrificara a su hijo? Esto era una prueba de fe y Dios puede diseñar estas pruebas como quiera, que para eso es el que manda 🙂

    FirstReply: el primer mandamiento dice: Amarás a Dios sobre todas las cosas. También por encima de tu hijo. En el caso de Abraham, de su único hijo. ¿Qué mayor prueba de fidelidad se te puede ocurrir? Podemos discutir si es adecuada o si es una burrada, pero no si lo puede pedir Dios. Repito: Dios puede diseñar estas pruebas como quiera, que para eso es el que manda.

    Lo que sucede es que antes no se estilaba la evaluación continua, sólo había examen final. Y Abraham sacó matrícula de honor 🙂

  8. 11 JosePe Garcia 10 abril 2010 en 12:19 pm

    Lourdes, efectivamente Dios puede hacer lo que quiera… Yo no he puesto que no lo crea, he puesto que “probablemente no lo creo”. Yo le doy una explicación más terrenal a la jugada, con una intervención divina posterior… más bien como un padre que ve que un hijo, por agradarle, va a hacer una barbaridad, como tirar la DS a la basura. Abraham vivía rodeado de gente que mataba a sus hijos (fundamentalmente a los hijos de los demás)… y Dios eso no lo quería, por la dureza de su corazón le enseñó a matar carneros (aunque eso tampoco era lo que quería)…

  9. 12 Donan 10 abril 2010 en 2:38 pm

    Si Dios no es libre no tiene más remedio que hacer lo que ha hecho. No tiene más remedio que crearte a ti. Quien es capaz de obligar a Dios a hacer algo? De verdad, si quitas la libertad a Dios no queda nada de nada.

  10. 13 MariaJose 10 abril 2010 en 4:45 pm

    Oye, que discusiones tan interesantes.

    La primera, si Dios es libre, no me la había planteado nunca.

    Y en cuanto a la segunda sobre Abraham, os veo muy…no sé…¿”disolutos” :-)? A ver si vamos a acabar como los “liberals” desmitificándolo todo y al final no queda nada.

    Josepe, sobre si Abraham oyó o no la voz de Dios al principio tienes las mismas razones para creer que sí que para creer que no. Ante las mismas razones, ¿por qué no creer lo que dice la Biblia? Respecto a las culturas que rodeaban a aquellos protoisraelitas, no es que mataran a los hijos de los demás, es que también mataban a los propios en honor a los dioses, por ejemplo, en honor a Baal. Dios le da una gran lección a Abraham y a todos sus descendientes: Él no acepta sacrificios humanos (y con el correr del tiempo nos enseño que de animales tampoco). Ahora nos parece lógico, pero en aquella época no lo era, en absoluto.

    FirstReply, la comparación con personas que oyen voces no está bien traída por varias razones: esas personas suelen ser monomaniaticas, que no es el caso de Abraham; además, Abraham recibe la orden después de una larga relación con Dios, no es que no lo lo hubiese oído nunca y de repente le manda matar a su hijo; más además, Dios nunca te ordenaría pecar, recuerda la hermosa pregunta de María al Ángel (¿cómo pasará si no conozco varón? Es la pregunta de control de la encuesta, si tiene que fornicar, el mandato no viene de Dios); si piensas que es una orden contraria al quinto mandamiento, que lo es, recuerda que Abraham es anterior a Moisés y la Revelación es progresiva.

    Al fin resulta que la historia del sacrificio de Isaac es la historia de la confianza absoluta en Dios, la creencia de que Dios nunca querrá nada malo para nosotros. Como dice Lourdes, es el cumplimiento del primer mandamiento, aún antes de que fuese enunciado. ¿Lo haríamos nosotros, yo? Pues para ser sincera no lo sé. Sé lo que me gustaría hacer, pero no sé lo que haría. Por eso Abraham es el Padre de la Fe y yo no soy nada ni parecido, supongo.

  11. 14 FirstReply 10 abril 2010 en 6:35 pm

    Por concretar mi punto de vista, sé que amarás a Dios sobre todas las cosas, también se como soy yo y lo que digo es que quizá pecaría sobre el primer mandamiento, otra cosa es que no esté bien pero es lo que pienso, no es lo mismo ofrecerse uno que ofrecer a tu prójimo. No es lo mismo ser martir que hacer martir a tu prójimo.

    Sobre ser o no monomaniático, todo es tomar conciencia de que lo eres o de que no lo eres.

    Respecto de la postura del bloguer, me está dejando flipado. Su comentario sobre el viejo testamento y lo que opina sobre Abraham es tan parecido a la versión de Thomas Man sobre la salida de Egipto en su libro/relato “las tablas de la Ley” que me sorprende. De hecho leí ese libro y pensé, mira los progres de ahora no han avanzado mucho sobre los de antes, y en un blog tan “confesional” (no se como describirlo) como este, me sorprende bastante.

    Encontré el otro día en internet (algo que ahora no puedo encontrar) que decía que Dios hizo que abraham sufriera el mal trago de matar a su hijo, para que el pueblo Judio pudiese ir aprendiendo la grandeza de Dios cuando nos ofrece a su Hijo Jesús.

    Sobre la libertad o la falta de ella de Dios, me planteo o mejor, me plantean la siguiente duda, ¿Dios tiene libertad para ser malo?

    Acabo recordando, puesto que me lo han recordado a la hora de comer, que en los ayunos preparatorios de la cuaresma uno de los encargados de la “casa de oración” decía que cuando a la gente se le empezaba a aparecer la Virgen era hora de que empezasen otra vez a comer.

  12. 15 MariaJose 11 abril 2010 en 2:50 am

    Hola, FirstReply. No me he explicado bien. No estaba comparándote conmigo o con otra persona de esta época. Estaba comparando a Abraham con nosotros. Tú dices que no es lo mismo ser mártir que hacer mártir a tu prójimo y yo estoy totalmente de acuerdo. Lo que yo quería decir es que la Revelación en tiempos de Abraham estaba empezando y eso que tú y yo tenemos claro, Abraham no lo sabía. Si una voz me dijese que matase a mi hijo yo sabría con total seguridad (de ahí mi alusión a la posterioridad de los diez mandamientos y a la pregunta de María) que no era la voz de Dios la que oía. Pero es que nosotros conocemos la Revelación completa y Abraham no la conocía. Es más, en la época de Abraham lo normal era hacer sacrificios humanos a los dioses (y Yavé no se había pronunciado en contra de ningún modo) y muchas veces los sacrificados eran los propios hijos. A Abraham lo único que le resulta extraño es cómo se va a cumplir la promesa de Dios, no que le pida a su hijo en sacrificio. Así que, al final, la historia del sacrificio de Isaac contiene dos enseñanzas fundamentales para Abraham y para nosotros: 1) la confianza absoluta en Dios y 2) los sacrificios humanos no son gratos a Dios.

    Espero haberme explicado mejor ahora porque a mí me da la impresión, no sé si acertada, de que sobre este punto en el fondo pensamos lo mismo.

    En cambio, hay otro punto que me incomoda. Es el referido a revelaciones privadas, como las apariciones de la Virgen, prácticas piadosas, etcétera, y la referencia a ellas en tono de burla. Y esto lo digo yo que tengo todas estas cosas clasificadas en dos grupos: las que no creo y las que no entiendo, sin perjuicio de que las historias me gusten. No me voy a enrollar sobre esto, pero no sé que tienen de malo. Si a alguien le sirven de provecho, bienvenidas sean. Y a muchas personas sé que les sirven. ¿Nosotros somos católicos de primera porque somos más listos y no nos dejamos engañar y ellos son de segunda porque fíjate tú qué crédulos?

    Josepe, qué interesante el tema de la libertad. A mí me parece que todas las preguntas son muy pertinentes. Yo voy a añadir una: si Dios hizo al hombre a su imagen y semejanza y sabemos que el hombre tiene libre albedrío, ¿cómo puede ser que Dios no lo tenga? A lo mejor esto es una burrada, no sé, pero se me ha ocurrido.

    • 16 Lourdes 11 abril 2010 en 11:59 am

      Como persona ignorante que soy y, a lo mejor por esto, que aplica a menudo la navaja de Ockham (pluralitas non est ponenda sine necessitate) para no complicarse, creo que una cosa es poder y otra querer.

      Que Dios es todopoderoso me queda claro. Que no está limitado, me queda claro. Que puede hacer cosas pero no quiere porque perjudica a sus hijos, me queda claro. Así que Dios puede lo-que-sea pero a veces no quiere hacer lo-que-sea.

      Siguiendo a Ockham, esta que es la explicación más simple y suficiente es la más probable, aunque no necesariamente la verdadera. Por esto establecéis estas discusiones tan interesantes 🙂

      • 17 JosePe Garcia 11 abril 2010 en 3:36 pm

        Con el exclusivo ánimo de liar. Una cosa es libertad y otra es libertinaje. De donde viene aquello de que no hay completa libertad si no hay una equivalente responsabilidad. Pero responsabilidad, viene de respuesta. Y Dios no responde ante nadie, pues no tiene porqué hacerlo. Si no tiene responsabilidad, no puede tener verdadera libertad. Pero Dios es Verdadero, por tanto no puede tener una libertad “falsa”. Y dado que no puede tenerla asociada a responsabilidad no tiene libertad. Aunque también es verdad que Jesús nos dijo que “LA verdad os hará libres”. Y si es verdadero, entonces es libre…
        A mí lo que me molesta de la libertad es que todo el mundo habla de ella como si fuera una virtud o al menos una situación necesariamente virtuosa… ZP llega más lejos y afirma lo de “la libertad os hará verdaderos” lo cual sólo sería una majadería, sino fuera por que viene de quien viene, en cuyo caso se convierte en un camino directamente siniestro… Seguimos pensando (y yo concretamente introduciendo datos en la p. base de datos de la ANECA).

  13. 18 MariaJose 12 abril 2010 en 4:18 pm

    Pues he entrado hoy en el blog, festividad de S. Vicente Ferrer (felicidades a los Vicentes y Vicentas), y me ratifico en mi primera opinión: las “historietas” piadosas aparentemente sencillas te impulsan a reflexionar. Para muestra este artículo.

    En realidad, he entrado porque hace días que me daba vueltas en la cabeza una relación entre libertad y obediencia y no la acababa de identificar. Esta mañana me he despertado y lo he recordado y lo he buscado. No, no ha sido una teofonía 🙂 ni un sueño profético 🙂 , es que mi mente funciona así normalmente 🙂 :-). Hale, por si a alguien le sirve para algo:

    11 No digas: “Fue el Señor el que me hizo claudicar”,
    porque él no hace nunca lo que detesta.
    12 No digas: “El me hizo extraviar”,
    porque él no necesita de un hombre pecador.
    13 El Señor detesta toda abominación,
    y nada abominable es amado por los que lo temen.
    14 Él hizo al hombre en el principio
    y lo dejó librado a su propio albedrío.
    15 Si quieres, puedes observar los mandamientos
    y cumplir fielmente lo que le agrada.
    16 Él puso ante ti el fuego y el agua:
    hacia lo que quieras, extenderás tu mano.
    17 Ante los hombres están la vida y la muerte:
    a cada uno se le dará lo que prefiera.
    18 Porque grande es la sabiduría del Señor,
    él es fuerte y poderoso, y ve todas las cosas.
    19 Sus ojos están fijos en aquellos que lo temen
    y él conoce todas las obras del hombre.
    20 A nadie le ordenó ser impío
    ni dio a nadie autorización para pecar.

    Eclesiástico 15, 11-20

    Atención al versículo 20. Cuánta elegancia, decir en dos líneas lo que yo he necesitado dos “luengos rollos” para explicar. Atención a los versículos 16-17. Cuánta elegancia para definir la libertad, sin tantas elucubraciones sobre responsabilidad, deber, etcétera. Y, queridos contertulios, ¡es del Antiguo Testamento!

    Josepe, llamar majadería a lo que dijo un tipo que pretendía (ja!) enmendarle la plana a Nuestro Señor es muy caritativo por tu parte. Yo me apunto a lo de siniestro o servidor del Siniestro. Y sí, se te nota que tienes ganas de liar 🙂


  1. 1 Abraham, Talión y la Inquisición. « La Parálisis del Análisis. Trackback en 21 abril 2010 en 2:02 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




Para recibir las actualizaciones por correo

los blogs que leo

los blogs que leo
abril 2010
L M X J V S D
« Mar   May »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

Blog Stats

  • 159,112 hits

El número de suscriptores ya ha llegado a….


A %d blogueros les gusta esto: