Una visión sobre la crisis actual


Durante años hemos vivido como si fueramos ricos porque nuestros vecinos eran ricos, pero no somos ricos.

La historia es la siguiente:

Hace unos años unos amiguetes, se hicieron muy amiguetes, y decidieron montar una urbanización para ellos solitos. (jardin, spa, gimnasios, piscinas, portero 24 horas…)
Un amigo empezó y a todos nos convenció para comprar un chalet, vendimos todo lo que teníamos (Endesa, Telefónica, Tabacalera…) y ahora vivimos en una zona rica.

Pese a que no somos ricos, nos dejaron entrar en la comunidad (“ya verás como será de guay.  Como todos somos ricos, tendrás negocietes con nosotros y tal y cual”). No eramos los más pobres de la comunidad, de hecho también dejaron entrar a Grecia sólo porque eramos todos amiguitos, aunque era obvio que Grecia nunca podría pagar nada, y entre todos le dejamos pasar.

Como vivíamos con ricos, vivíamos como ricos. Los gastos de la comunidad (conserje, jardinería y demás) los pagaban los ricos, más que nada porque estabamos empezando y nos querían ayudar. Además era evidente que no podíamos pagarlo.  También nos ayudaron mucho: nos buscaban trabajitos para que los hicieramos nosotros, nos metían en negocios comunes….
De vez en cuando nos compraban el garaje (o casas en el sol de españa), y eso nos daba un dinerito suplementario.
Además cuando íbamos al banco, el banco nos prestaba dinero, porque vivíamos en una zona rica. Era evidente que nuestros amigos eran una garantía de solvencia.

Pero algo le ha pasado al bancario. Le ha entrado una prisa por cobrar que no es normal. Quiere que devolvamos la pasta. Pero no tenemos el dinero para devolverselo.

En realidad nadie tendría nunca dinero en efectivo suficiente para devolver la pasta, pero el bancario tiene prisa por cobrar, porque cree que todo es un pufo.

Y nos pide urgentemente la pasta o nos cancela la tarjeta de crédito, y no tenemos líquido para comprar el pan. Y no porque no tengamos trabajo, sino porque cuando llega el fin de mes todo lo que ingresamos se va a pagar créditos.
Además el banco se ha cabreado y se ha ido a nuestros vecinos y les ha dicho que ellos son fiadores.

Y nuestros amigos ricos han dicho: “venga os dejo un poco más de dinero, yo le pago al banco… pero que sea la última”

Ufff salvados! Pero la verdad es que todavía no hemos empezado a devolver nada.

Estamos muy entrampados (es verdad que algunos de nuestros amigos ricos están más que nosotros, pero ellos son ricos).

Y de esta trampa sólo se sale de dos maneras: O cambiamos de barrio, o empezamos a trabajar más y gastar menos.

Si cambiamos de barrio será un poco humillante. Durante un tiempo no nos cambiamos de coche, ni de ordenador, ni de mujer, ni de tetas, ni nada… Y sólo con la venta del piso en la zona rica tendremos para pagar algunas deudas. El banco no nos prestará mucho dinero, pero al Papá Estado le dará igual, nos lo quitará a nosotros (via inflación).  Se habrá acabado la sala de ordenadores con la última tecnología, y no será tan facil hacer negocios con nuestros amiguetes ricos, porque ya no iremos a sus reuniones.

Si no cambiamos de barrio, tendremos que apretarnos mucho más el cinturón y además tendremos al vecino rico repitiendonos constatemente que “menos quejarse y más trabajar CERDOS“, que es la manera española de decir PIGS. Pero todos conocemos a nuestro padre (ZP y el resto de políticos) y sabemos que una vez salga de esta volvera a empezar a montar fiestas en casa, pagarle las fiestas a los demás, y estas cosas que ellos saben muy bien.

Existe otra posibilidad: que se larguen los alemanes. Y esa posibilidad es bastante más plausible. Los políticos alemanes ganarían elecciones, y los políticos españoles, italianos y griegos, quedarán entre ellos para hacernos creer que nada habrá cambiado.

Ya no tendremos dinero para nada, pero como los alemanes no estarán nos darán igual, porque para ser feliz no hace falta tener de todo, eso es un mito capitalista. El jardin no tendrá quien lo cuide, y la sala de ordenadores no será nunca actualizada. De vez en cuando tendremos una inflación brutal (que es la manera que tiene el Estado de robarle el dinero a los ciudadanos) el estado pagará sus deudas y podrá seguir dedicándose a pagar fiestas.

Anuncios

3 Responses to “Una visión sobre la crisis actual”


  1. 1 FirstReply 13 mayo 2010 en 4:14 pm

    Este post del blog (cuantos anglicanismos) ¿es para ir CON la corriente? ¿Te estás haciendo progre?

    Zonas ricas vs zonas pobres, “para ser feliz no hace falta tener de todo, eso es un mito capitalista”, “El jardin no tendrá quien lo cuide, y la sala de ordenadores no será nunca actualizada”

    Quizá ese ha sido el problema de la crisis, creer que se es alguien cambiando de barrio o de coche, creer que se puede elegir a los amigos en función de su poder adquisitivo (que no es lo mismo que tener dinero)y funDamentalmente por olvidarse del viejo proverbio chino “del dinero y la amistad, la mitad de la mitad”

    Quizá el problema de la crisis no está en la pasta sino en falta de virtudes, no las teologáles, que también, sino las cardinales, fortaleza, templanza, prudencia y como la justicia no existe, pues esa no. Y quizá continuemos entonces en recesión, y si no, mira quien nos gobierna.

    • 2 JosePe Garcia 14 mayo 2010 en 1:05 pm

      El pequeño punto es que yo escribí esto antes de que Zapatero hablar. Este post en realidad era una contestación a un email en el que conversábamos otro y yo, sobre las posibilidades de que el euro se disolviera. Por otro lado creo que el verdadero problema es que la Corriente (concretamente la hipogresía) sigue pensando que no hizo nada mal. No tengo mucho tiempo, pero estaba mañana oía la SER y anoche me zumbé entero el País y otros medios progresistas. Ellos siguen diciendo que todos están igual de mal, y tal y cual. Y ES MENTIRA. Los alemanes siguen siendo ricos (por ejemplo).

  2. 3 FirstReply 14 mayo 2010 en 1:29 pm

    El problema es encasillar ricos y pobres, nosotros somos ricos, si nos comparas con casi todo el mundo.

    El otro día respecto a una cosa que mi madre no quería que hiciese/dijese delante de la gente, le decía yo a mi madre que lo bueno que tiene ser rico es que puedes hacer lo que te da la gana y no eres un jilipollas sino un excéntrico, a lo que ella me contestó ¿y desde cuando tú eres rico? Y la respuesta era sencilla, desde que me doy cuenta de que tengo más de lo que puedo gastar (bueno puedo gastar más pero a ratos me corto)
    y por lo tanto me la pica lo que piense la gente (eso también se llama falta de verguenza y viene con la edad)

    Comemos de sobra, bebemos de sobra, y por lo tanto echamos nutrientes de sobra que llegan al mar o riegan los campos. No sé si somos ricos, pero pobres no somos.

    Otra cosa bien distinta es que haya mucha gente en paro y más gente acojonada, eso es la crisis y que gastábamos antes más supongo que sí y que no podremos comparnos BMW nuevos y volveremos a comprarlos a los Alemanes, ¿y eso que importa?

    Ricos o pobres, ¿en qué?


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




Para recibir las actualizaciones por correo

los blogs que leo

los blogs que leo
mayo 2010
L M X J V S D
« Abr   Jun »
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31  

Blog Stats

  • 151,099 hits

El número de suscriptores ya ha llegado a….


A %d blogueros les gusta esto: